La danza o el baile es un elemento muy importante en la vida del ser humano y tiene muchos beneficios en el desarrollo de sus capacidades físicas y emocionales, sobre todo en los adultos mayores, a quienes esta actividad les llena de felicidad y distracción, creando un ambiente de vitalidad y cambiando el semblante de sus rostros.

Publicado en Gerontología