¿Cómo cuidar en casa el pie diabético del adulto mayor?

Escrito por  Dra. Guadalupe Ruiz
Martes, 15 de Noviembre de 2016 11:45
https://www.hogarcorazondejesus.org.ec/blog/item/20013-como-cuidar-casa-pie-diabetico-adulto-mayor
Controlar el nivel de glucosa en los adultos mayores es clave para conocer si la glucosa está muy elevada o demasiado baja (hipoglucemia) Controlar el nivel de glucosa en los adultos mayores es clave para conocer si la glucosa está muy elevada o demasiado baja (hipoglucemia)

El pie diabético es una alteración clínica de etiología neuropática e inducida por una hiperglucemia mantenida (azúcar alta) en la que con o sin coexistencia de isquemia y previo desencadenante traumático produce lesión y/o ulceración de pie.

La Organización Mundial de la Salud considera que el pie diabético es la causa más común de amputación de extremidad inferior, puede prevenirse con inspección regular y buen cuidado en casa. Se estima que aproximadamente 150 millones de personas tienen diabetes mellitus en el mundo, y que ese número podría duplicarse para el año 2025.

¿Cómo cuidar en casa el pie diabético del adulto mayor?

Es fundamental trabajar sobre la prevención de las lesiones en los pies, hay que educar al paciente y a los familiares a reconocer no solo los riesgos sino también las medidas preventivas para evitar la aparición de las lesiones y complicaciones.

Debemos seguir las siguientes recomendaciones:

1.- Controlar niveles de glucosa

Es la clave para conocer si la glucosa está muy elevada o demasiado baja (hipoglucemia) son peligrosos para la salud. La manera más común de medir el nivel de glucosa es pinchar el dedo para obtener una gota de sangre y luego poner la sangre en un glucómetro, un aparato que mide la glucosa en la sangre.

2.- Alimentación saludable

Los adultos mayores con diabetes son más propensos a sufrir deficiencias nutrimentales, especialmente de vitaminas B1, B2, C, D, ácido fólico, calcio, zinc y magnesio. Introduzca en su dieta alimentos que el adulto mayor le gusten pero que sean bajos en glucosa y en carbohidratos, los alimentos integrales, frutas y vegetales son excelentes para la tercera edad, debe consumir una dieta variada. Es importante reducir el consumo de sal y no ingerir bebidas alcohólicas.

3.- Actividades físicas moderadas

El ejercicio físico es una de las formas de tratamiento de la diabetes mellitus. El adulto mayor debe practicar ejercicios para mejorar los niveles de glucosa. Los deportes más recomendables son caminar, correr y montar en bicicleta, pero siempre hay que tener en cuenta el historial médico del adulto mayor. Los diabéticos deben llevar un registro de entrenamiento y consultar siempre con su médico antes de realizar un ejercicio de forma continuada.

4.- Cuidado de la piel

Fíjate en los cambios de coloración en la piel del pie del adulto mayor; cambios de textura, como resequedad, pérdida de sustancia u orificios que indiquen una úlcera.

La piel debe estar bien hidratada con crema de glicerina o caramidas, ya que es muy habitual que las personas mayores presenten una piel más seca lo propicia el picor y el rascado pudiendo presentarse infecciones por este motivo.

5.- Cuidado de manos y pies

Los pies y las manos del adulto mayor son sensibles a la diabetes. Hay que revisar bien las plantas de los pies, talones, costados y especialmente en medio de los dedos, donde es fácil que las lesiones pasen desapercibidas como cortes, ampollas o úlceras, cambio de coloración, falta de sensibilidad y callos.

En caso de detectar cualquiera de estas cosas hay que acudir rápidamente al médico.

Para poder ver correctamente todas las zonas de la piel y si se está haciendo una autoexploración puede ser de ayuda utilizar un espejo. También se le puede pedir a un familiar o persona de confianza que nos la haga.

Se debe limar las uñas, y de preferencia con lima de cartón. Evita que las manicuristas arreglen sus uñas, generalmente emplean los mismos instrumentos para todos los clientes. Finalmente, no aplique alcohol, sprays o fungicidas para los pies sin prescripción médica. El adulto mayor debe calzar zapatos cómodos cuando sus pies estén deshinchados.

Es importante realizar una evaluación temprana de riesgo cardiovascular, depresión y trastornos cognitivos, y tener en cuenta situaciones frecuentes en los adultos mayores con diabetes, como pie diabético, neuropatía diabética, hipoglucemias, deterioro visual, auditivo y cognitivo que junto a factores ambientales pueden ser causa de caídas y fracturas.

Modificado por última vez el Viernes, 20 de Enero de 2017 10:25
Dra. Guadalupe Ruiz

Dra. Guadalupe Ruiz

Médico clínico
Hogar del Corazón de Jesús